Tendencias en logística derivadas de la situación de la Covid 19

Picture of Jaime Mira Galiana

Jaime Mira Galiana

Economista, Experto y Consultor en Logística Ex- Director Técnico de la Fundación Icil y profesor del Máster Director General y de Logística de empresas de Logística y operadores logísticos

12 minutos

Como todos sabemos, el mundo se encuentra en una situación sin precedentes. La ciudadanía se adapta (cambios en hábitos sociales, de trabajo, compra…) a cada momento con el objetivo de sobrellevar de la mejor manera posible el estado actual y las empresas no son ajenas a este acontecimiento. 

La imagen emanada de la situación actual se puede obtener a partir de ciertos hechos clave, como la explosión de compra de ciertos productos (papel higiénico, cerveza, snacks, productos de limpieza y sanitarios…), la tendencia a realizar compras online, la adaptación de las empresas (principalmente pymes) a este nuevo escenario, una disminución extrema de la demanda en sectores como el turismo, el transporte o las actividades culturales, el teletrabajo generalizado en aquellas actividades donde es posible o la escasez de productos (esencialmente de limpieza y sanitarios). 

De forma paralela a estos puntos, se establecen aspectos diferenciales que se han producido de forma más focalizada a la logística:

  • La ruptura de stocks en lo referente a productos necesarios para la sanidad como mascarillas, gel desinfectante o guantes ha evidenciado la escasez asociada a unos stocks de seguridad insuficientes. 
  • Los grandes operadores logísticos han experimentado un crecimiento derivado del incremento en las ventas (online) y la distribución, desembocando en la contratación de más personal. 
  • Respecto al aprovisionamiento, ha habido fallos en la elección de proveedores de productos sanitarios, precios por encima del valor de mercado y una calidad, en ocasiones, insuficiente.  
  • Algunas compañías han adaptado temporalmente su producción a las necesidades del mercado como el caso de Inditex o Grupo Mondragón, que han comenzado a fabricar productos sanitarios.
  • El crecimiento en la producción de sectores como el farmacéutico y el de productos sanitarios está siendo sustancial. 
  • El impacto de los pedidos online ha repercutido en el crecimiento del número de riders como opción de transporte.  

Un escenario inédito donde la capacidad de reacción es limitada en todos los ámbitos y las medidas excepcionales son recurrentes.

manipulacion-mercancias-almacen

Estos hechos crean una imagen general de la coyuntura en la que estamos sumidos y marcan la casilla de salida hacia las tendencias en logística derivadas.

Incremento de los stocks de seguridad 

Principalmente asociados a los productos más necesarios en una situación como la que estamos viviendo, se tenderá a realizar un aprovisionamiento de stocks de productos básicos como las mascarillas, guantes, los epis o medicamentos con el objetivo de estar preparados ante una posible situación futura similar a la actual. 

Relocalización de la producción 

Unida intrínsecamente al punto anterior, la producción puede tender a una relocalización al territorio nacional para depender menos de la producción extranjera en algunos sectores, como estamos viendo en el caso del material sanitario que ha pasado de importarse a fomentarse la producción propia. 

Demanda imprevisible

El forecasting o la previsión de la demanda se torna muy complicada y los resultados no establecen previsiones claras. A pesar de este factor, los hechos invitan a pensar en un descenso generalizado de la demanda (impulsado por la falta de recursos del consumidor), siendo muy importante en sectores como el turismo, la cultura o la hostelería.

Este acontecimiento tendrá implicaciones directas en el transporte de pasajeros, donde un menor número de viajeros, con mayor separación interpersonal y un precio más elevado del servicio se torna como un escenario probable. 

Por el contrario, algunos sectores presentarán incrementos y surgirán productos asociados a las nuevas necesidades. Es el caso, por ejemplo, del ozono, empleado en la desinfección o de las cámaras desinfectantes, presentes en algunas gasolineras para la desinfección de cascos. 

Logística inversa - Reciclar, reutilizar, revalorizar

Las tres R’s pueden adquirir una gran relevancia. En sectores tan grandes como el de la moda, la logística inversa se presenta como un reto por la necesidad de desinfectar las prendas devueltas y garantizar la seguridad. En automoción o alimentación (como el caso de las fruterías), el empleo de KLTs (contenedores de plástico) conlleva la necesidad de limpiar y desinfectar estos recipientes para reutilizarlos.

Crecimiento de las compras online

Esta tendencia recurrente probablemente continuará en el futuro. La comodidad y seguridad, junto al miedo a las compras in situ marcarán un crecimiento de las compras online, resultando en un aumento de las entregas a domicilio y el esfuerzo logístico. 

Lotes más pequeños, coste más alto

Como consecuencia de la bajada de la demanda y, por tanto, de la producción, el aprovisionamiento se efectuará en lotes más pequeños, los envíos serán más reducidos y caros y el coste logístico resultante aumentará

Más tecnología y digitalización 

La situación presente quizá pueda acelerar una tendencia que ya estaba bien implantada en toda la sociedad y, por supuesto, en la cadena logística. 

Hablamos de la tecnología asociada a la digitalización y el mobile, en aspectos como el contactless en los pagos, el control a través de la ubicación, apps relacionadas con la seguridad sanitaria o la transformación digital de las pymes. 

compra-online-carretillas-elevadoras

Intralogística

Todo lo mencionado desemboca, necesariamente, en un aumento del esfuerzo logístico en todos los engranajes de la cadena, desde la mejora de los SGA (Sistemas de gestión de almacén) o el incremento del número de transportistas hasta una mayor automatización de los almacenes y un aumento de su capacidad. En definitiva, hablamos de una implementación generalizada de los almacenes, principalmente de los grandes almacenes. 

A pesar de mencionar estas tendencias, hay que hacer hincapié en que la incertidumbre asociada al marco actual y los posibles cambios asociados a la desescalada dificultan las previsiones. 

Sin embargo, la logística, probablemente, sufrirá cambios y la capacidad de reacción del sector marcará su supervivencia y éxito en el corto-medio plazo. Una mayor seguridad en almacenes, transporte y entrega de pedidos se torna indispensable (incluso mediante cambios en la legislación) y la previsión junto a una correcta organización de los activos será un punto básico de mejora y preparación para futuras situaciones similares a la actual.

¿Necesita asesoramiento técnico?

Servicio de Asesoría Técnica

Si desea recibir más información sobre nuestros equipos, resolver dudas técnicas o recibir asesoramiento personalizado, no dude en contactarnos.

CONTACTAR
Servicio de Asistencia Técnica

Artículos populares